Indígenas levantaron bloqueos en vía a Campo Rubiales
Indígenas levantaron bloqueos en vía a Campo Rubiales

Los indígenas de 10 resguardos de Puerto Gaitán, levantaron este miércoles el bloqueo que mantenían en la vía que comunica a Campo Rubiales, aunque mantienen una concentración a la altura del kilómetro 110, sector de La Virgen, mientras inician los diálogos con las autoridades.

A pesar de levantarse los bloqueos, en la zona se hacen presencia unidades del Ejército y el Esmad de la Policía, con la intención de evitar nuevos cierres de vías, que afectan el paso d elos vehículos de carga que trabajan en los campos petroleros de Rubiales.

El secretario de gobierno del Meta, Gerardo León Mancera, advirtió que no se puede permitir que las manifestaciones afecten las industrias y el desarrollo económico de la región, pero destacó que desde el gobierno departamental se buscarán espacios de concertación para lograr acuerdos definitivos.

Por su parte, la Asociación de Resguardos Indígenas Unuma, que agrupa a diez resguardos Indígenas de Puerto Gaitán: Awaliba, Waliani, Vencedor Piriri, El Tigre, Alto Unuma, Wacoyo y los asentamientos Aseimpone-Cocokiu Cajonae, explicó que no habrá más bloqueos, mientras se adelantan las mesas de trabajo programadas con la Alcaldía de Puerto Gaitán y la Gobernación del Meta para este jueves 4 de abril.

“Estamos en pie de lucha contra el Plan Nacional de Desarrollo, que con sus intereses nos afecta y a nuestros territorios; exigimos que se respeten los derechos de los pueblos originarios, milenarios y ancestrales y que se dé cumplimiento a los múltiples acuerdos que han sido incumplidos», manifestaron en un comunicado.

Reiteraron que su protesta forma parte de la movilización de las Organizaciones Indígenas en Colombia en la minga de resistencia por la vida, la paz y el territorio, que empezó en el Cauca y que se ha extendido a varias zonas del país.

El vocero de los indígenas, Julio César Charras, señaló que los territorios ancestrales del Meta se encuentran a la espera que las autoridades regionales y nacionales analicen el pliego de peticiones presentado por los resguardos para llegar a acuerdos definitivos.

Por su parte, Braulio Martínez, suplente del gobernador indígena, aseguró que los acuerdos con los gobiernos locales en el Meta no se han cumplido y que a través de una mesa de concertación se han venido postergando.

Martínez advirtió que “Esta protesta social se hace con fundamento, y no queremos que se judicialice a quienes ejercen su derecho constitucional a la protesta”.

Entre las exigencias para levantar el paro figuran acuerdos de inversión por parte de la Gobernación del Meta y la alcaldía de Puerto Gaitán, así como de reforestación proyectos de Cormacarena como Pomca, y la participación de la comunidad en la inversión de 19.400 millones de pesos anunciados para proyectos ambientales.